Skip to main content

Contar con un asesoramiento profesional adecuado puede ser una gran ventaja competitiva. Una pequeña inversión que las pymes deben realizar si quieren obtener buenos resultados en el funcionamiento de su negocio.

Lo que a su vez supone una ayuda valiosa, tanto para los objetivos a corto, a medio y a largo plato. Pero ¿sabes qué asesoramiento necesita una pyme?

La asesoría laboral, fiscal o contable ha tomado un nuevo rumbo. Porque las empresas necesitan asesorías integrales y que estén acompañadas de desarrollo y evolución del negocio.

Las pymes que surgen continúan necesitando organización, para poder gestionarse y aumentar el control de riesgos, para tener mejor gestión empresarial.

Tipos de asesoramiento que necesita tu pyme

Existen 6 áreas en toda empresa que son críticas y necesitan ser optimizadas mediante el asesoramiento profesional.

  • Las contrataciones: sin importar si es de índole laboral, administrativo o mercantil. El trámite de contratos es un punto que necesita la supervisión de profesionales capacitados en normas, regulaciones y leyes vigentes. La mayoría de las pymes no reúnen estos requisitos por lo que necesitan de un asesor jurídico para reducir contratiempos, penalizaciones, inspecciones y mejorar el proceso.
  • Operaciones societarias: como las fusiones, alianzas y adquisiciones. Operaciones industriales que están en todo proceso de crecimiento de una pyme. Pero, si quieres que las operaciones sean llevadas a cabo con eficiencia, debes conocer las repercusiones de las diferentes combinaciones para la contabilización del proceso.
  • La planificación fiscal. No solo una pyme necesita gestionar y supervisar todos los aspectos del negocio, también hay trámites y obligaciones que deben cumplir. Como por ejemplo, pago de impuestos, sucesiones, deducciones fiscales. El asesoramiento fiscal te ayuda a comprender las obligaciones legales y las alternativas existentes para tu empresa.
  • Internacionalización: porque el entorno digital ha evolucionado debido a la pandemia por COVID-19. Por eso los mercados han cambiado y con ellos las compañías se abren a nuevos territorios. Sin embargo, el financiamiento internacional, la materia de legislación, exportaciones, importaciones y las regulaciones aduaneras son un problema. Por lo tanto, es necesario potenciar las oportunidades de tu pyme con un asesor de negocio.
  • Protección de datos: el procesamiento de información es un punto clave para el funcionamiento de una pyme. Pocas empresas conoce sus deberes en materia de protección de datos y mucho menos los requisitos para crear una plataforma. Acudir a un asesor te puede ayudar a solventar problemas y responder dudas sobre una plataforma. Así como a establecer una estrategia de marketing digital.
  • Protección intelectual: debes gestionar de manera adecuada las patentes, la reputación de tu marca y las creaciones intelectuales. Confiar en un asesor te ayudará a llevar a cabo estas actividades de manera eficiente.

Disponer de un buen asesoramiento te ofrecerá una tranquilidad que no querrás cambiar por nada. Y es que no conocer las leyes no nos exime de cumplirlas, por eso es importante hacer las cosas bien desde el primer momento.

¡Llámanos!! o contacta con nosotros. Te ayudaremos en lo que necesites. Te esperamos.